El significado de los regalos de casamiento

Una boda comprende tres momentos: la celebración ante los testigos que acompañan a los novios, la fiesta que es un agasajo de éstos para aquellos y por último, el tiempo llenado del recuerdo de ese primer instante en que se juraron amor eterno.
Una manera de materializar este tercer momento es a través de los regalos. La persona que regala lo hace porque quiere quedar en el recuerdo de los novios con algo que ella misma eligió. Con ese objeto se hará presente en su casa y acompañará a los recién casados en sus diferentes circunstancias: al convidar un café, servir un plato, poner la mesa, mirar una fotografía, en la alegría de un brindis… Atrás de ese juego de copas, una vajilla, esa vasija, un juego de cubiertos, el portarretratos, nos sale al encuentro un amigo, un pariente. De esta forma, los regalos se cargan de significados, valores que en sí no los tienen, que se los da el afecto. Y así como el amor se liado en un momento único es para toda la vida, los regalos, si fueron elegi dos con acierto y se saben cuidar, también.

Esta entrada fue publicada en Regalos de boda originales y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>